ES EN CA PT
Confinamienot, teletrabajo y digitalización

Las empresas cumplen con el registro obligatorio de la jornada, pero desaprovechan la digitalización que conlleva

El primer paso se ha dado. Tras la reforma del artículo 34 del Estatuto de los Trabajadores, miles de empresas registran cada día la jornada laboral de sus trabajadores. Una medida legal obligatoria desde mayo de 2019 que puede acarrear sanciones de entre 626 y 187.000 euros para las compañías que infrinjan alguna de sus obligaciones. La gestión del tiempo es una oportunidad que aporta beneficios para las empresas. Una reducción del 89% en los gastos de gestión, menos horas extras, un incrementado de la productividad y una mayor flexibilidad laboral, mejorando la conciliación.

Para Robotics todavía hay ciertas inercias que deben superarse. Algunas empresas ven el registro horario obligatorio como una imposición negativa en lugar de una herramienta que les hará ser más eficientes.  Así lo señala Enric Blanco, Director Comercial de Robotics “hemos acompañado a miles de organizaciones para implementar medidas de flexibilidad gracias al registro de la jornada de sus trabajadores y a la gestión del tiempo”.

Una nueva realidad

Otra realidad que detectan desde Robotics — que cuenta con 4.500 clientes de más de 125 sectores diferentes y más de 500.000 usuarios diarios— es que muchas empresas no cuentan con las herramientas TIC adecuadas que permitan a los departamentos de RRHH avanzar hacia una digitalización efectiva del tiempo laboral de sus empleados. Tal como explica Enric Blanco “apuntar las horas en papel o con medios que no cumplen los criterios de fiabilidad, veracidad y no alterabilidad exigidos no es cumplir con el Registro Horario y no permite optimizar el tiempo”.

En parte, estas soluciones no profesionales se han visto potenciadas por la llegada al mercado de “gran cantidad de startups y de oportunistas que han intentado aprovechar la situación comercializando aplicaciones muy pobres que no han cubierto las necesidades reales de las empresas”. Se ofrecen soluciones de fichar básicas, que no permiten flexibilidad laboral, ni jornadas irregulares, ni bolsas de horas… y requieren una gran cantidad de trabajo manual por parte de RRHH”, apunta el Director comercial de Robotics.

Teletrabajo durante la Covid-19

Durante la pandemia generada por el Covid-19, las empresas debían seguir registrando por ley la jornada laboral de sus empleados, independientemente de si estos teletrabajaban. En este aspecto contar con un software flexible y adaptable a distintos escenarios, como VisualTime, ha permitido a las empresas gestionar rápidamente las nuevas necesidades laborales de urgencia provocadas por la crisis de la Covid-19.

Frente a esto, muchas empresas que no contaban con estas soluciones están actuando de “forma improvisada y con gran margen de error. Incumpliendo el registro horario obligatorio en empresas que ya estaban realizando, algo poco alentador ante una futura Inspección de Trabajo”, detalla el Director Comercial de Robotics”

Webinars y más de mil consultas

Otra valoración que hacen desde Robotics ante el aniversario del registro horario obligatorio, es la necesidad de continuar con “nuestro compromiso social con la difusión y asesoramiento en la gestión del tiempo” señala Enric Blanco. Para ello se han atendido antes y después de la entrada en vigor del registro horario obligatorio miles de consultas, realizando centenares de Webinar, algunos de ellos de la mano de prestigiosos bufetes de abogados como Cuatrecasas e incluso lanzando al mercado una versión totalmente gratuita para empresas de 2 a 30 empleados, de su solución VisualTime

Leer en prensa:

Economiadehoy.es

Haycanal.com

Compartir esta entrada